';
Japón, país de contrastes
Japón Viajes Mortera

Geishas y Samurais. Comer el mejor sushi del mundo. Volar en el tren bala. Dormir en un ryokan. Correr por Fushimi Inari, dejando que el naranja se funda en las retinas. Contemplar los cerezos en flor, conocido como Hanami. Vivir de cerca una cultura milenaria, que combina a la perfección lo antiguo con lo moderno fundiendolo en un único país, una única esencia: Japón.

Descubre con Viajes Mortera Japón en 21 días de aventura.

Tokio

Aterrizar en Tokio es hacerlo en otro mundo. Edificios futuristas a metros de un templo tradicional, bicicletas, coches que no se pitan unos a otros, japoneses con kimono… 13 millones de personas se mueven por las calles de Tokio en perfecta sintonia en los 23 barrios que componen la ciudad.

Si queréis sumergiros en la historia de la ciudad, Ryogoku es vuestra primera parada, donde encontrareis el museo Metropolitano Edo-Tokio. Si estáis avidos de compras y lujo dad una vuelta por Ginza. Y Asakusa para destino obligatorio para todos, ya que atesora el impresionante templo Senso-ji.

 

Japón Viajes Mortera

Y, por supuesto, teneis que cruzar por  Shibuya y su célebre paso de peatones, el más transitado del mundo.

Matsumoto y Valle de Kiso

Tesoro Nacional de Japón, el castillo de Matsumoto es uno de los cuatros castillos de construcción original que encontraréis en Japón. Y sin duda, el más conocido. No podéis iros sin probar su famoso soba.

El Valle del Kiso es también parada obligatoria si queréis conocer Japón a fondo. Situada en las montañas de los Alpes Centrales, pasa por alto a muchos viajeros pero no te arrepentirás si la visitas. Japón

A Osaka en tren bala

Sí, el tren bala no deja de ser un medio de transporte. Pero te hará sentir como en una pelicula futurista. Una vez en Osaka. No olvidéis pasear por el barrio de Shinsekai si sois fans de Blade Runner o de comer en uno de los mil restaurantes de la calle Dotombori. Para los avidos de historia, pasad por el castillo de Osaka y seguro que no os arrepentís.  Si buscáis edificios modernos, el centro comercial os impactará sobre todo el el conocido Umeda Sky.

También podéis acercaros a Kyoto, repleto de templos milenarios y un ambiente del Japón más profundo. Arashiyama con su famoso bosque de bambú o Fushimi también os impresionará. Si os sobra tiempo, Nara alberga al Gran Buda y el Santuario Kasuaga.

Miyajima

Japón

La isla de Miyajima es mundialmente conocida por albergar el  santuario de Itsukushima o Itsukushima Jinja.  Patrimonio de la Humanidad y uno de los tres paisajes más bellos del país, es uno de los santuarios sintoístas más bonitos y mejor preservados de todo Japón. Así que ya sabéis, no os olvidéis la camara de fotos en casa.

Valle de Iya y Kotohira

En el Valle de Iya os espera una noche en un roykan, alojamiento típico japones. Y como hasta el momento, el viaje había sido muy tranquilo y relajante…¿Por qué no un poco de aventura? Os recomendamos visitar el famoso puente colgante de lianas y hacer una excursión por los cañones de Oboke. Y para terminar, un baño en las aguas termales del Onsen.

En Kotohira tendréis que subir casí 800 escaleras para llegar al Santuario de Kotoshira-gu pero, creednos, merecerá la pena. Y para los foodies, no podéis marcharos sin probar las tallarines Udon, especialidad de Kotohira.

También puede interesarte...
ViajesMortera

Llámanos